Show simple item record

PhD Thesis

dc.contributor.advisorGarcía Ruiz, José Antonio
dc.creatorCalle González, Juan Manuel
dc.date.accessioned2015-07-14T10:24:27Z
dc.date.available2015-07-14T10:24:27Z
dc.date.issued1991-06-21
dc.identifier.urihttp://hdl.handle.net/11441/26859
dc.description.abstractDesde el nacimiento de la primera arquitectura el hombre ha sentido la necesidad de imponer el carácter de su espíritu racionalista a los espacios creados para vivir o habitar. El paso de la roca desnuda e irregular de la caverna al plano regular y liso de una pared marca la diferencia entre lo impuesto por la naturaleza a lo creado por el hombre a la medida de sus necesidades físicas. Este plano de la pared no tardará en convertirse en soporte pictórico, al igual que ocurrió en la cueva, con la diferencia de que, en aquel caso, se trataba de una superficie desnuda y de formas caprichosas en las que el hombre dejaba impresa la huella de su mano o completaba la forma de algún animal, sin distribución ni composición aparente. La aparición de la superficie arquitectónica con su carácter racional, marca el sentido compositivo de distribución de las formas pictóricas, que se adaptan al diseño del edificio, decorándolo y completándolo como si se tratara de la piel de la arquitectura. La arcilla, el yeso y la cal, en combinación con ciertos materiales de carga servirán para enmascarar los elementos constructivos, con el fin de crear una superficie lisa y regular, que aportará una mayor unidad a la construcción y, sobre la cual, se desarrollarán las composiciones pictóricas. Llegados a este punto podemos comprobar que, la utilización de estos materiales de recubrimiento, es de una importancia capital en el inicio y desarrollo de la pintura mural, pues marca el punto, a partir del cual, la preparación del soporte forma parte del proceso de creación, a diferencia de cuando se aprovechaba el aportado por la naturaleza. De los tipos de materias utilizadas y su manipulación dependen directamente las características de la preparación o estuco sobre el que se aplica la pintura y, técnicamente, constituye una de las principales diferencias con respecto a la pintura de caballete, ya que, por otra parte, los medios pictóricos utilizados son muy similares en la mayoría de los casos (cola, huevo, caseína, aceite, etc.). Este aspecto se evidencia con más fuerza cuando se trata de técnicas propiamente murales, como el fresco, donde el medio aglutinante está incluido en el estuco que recibe la pintura.es
dc.formatapplication/pdfes
dc.language.isospaes
dc.rightsAtribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 España
dc.rights.urihttp://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/*
dc.titleAnálisis material y técnico del estuco en la pintura mural: el stucco lustroes
dc.typeinfo:eu-repo/semantics/doctoralThesises
dcterms.identifierhttps://ror.org/03yxnpp24
dc.rights.accessRightsinfo:eu-repo/semantics/openAccesses
dc.contributor.affiliationUniversidad de Sevilla. Departamento de Escultura e Historia de las Artes Plásticases
dc.identifier.idushttps://idus.us.es/xmlui/handle/11441/26859

FilesSizeFormatViewDescription
W_Tesis_216-TOMO_1.pdf16.29MbIcon   [PDF] View/Open  
W_Tesis_216-TOMO_2.pdf103.0MbIcon   [PDF] View/Open  

This item appears in the following collection(s)

Show simple item record

Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 España
Except where otherwise noted, this item's license is described as: Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 España