Repositorio de producción científica de la Universidad de Sevilla

Influencia de la edad en el callo de fractura en fémur y tibia con osteosíntesis intramedular elástica

 

Advanced Search
 

Show simple item record

dc.contributor.advisor Fernández Abdeselam, Alfonso Carlos es
dc.creator Rovira Gutiérrez, Manuel es
dc.date.accessioned 2016-09-07T11:33:08Z
dc.date.available 2016-09-07T11:33:08Z
dc.date.issued 2000-11-07
dc.identifier.citation Rovira Gutiérrez, M. (2000). Influencia de la edad en el callo de fractura en fémur y tibia con osteosíntesis intramedular elástica. (Tesis doctoral inédita). Universidad de Sevilla, Sevilla.
dc.identifier.uri http://hdl.handle.net/11441/44794
dc.description.abstract El fémur: el fémur es el hueso más largo del organismo, forma la arquitectura compacta del muslo y se articula proximalmente con la cavidad cotiloidea del coxal y distalmente con la tibia. La diáfisis femoral o cuerpo femoral tiene forma triangular, de perímetro prismático triangular con una incurvación en el plano anteroposterior de convexidad anterior. El triángulo tiene su vértice posterior en la línea áspera que es una cresta ósea doble que diverge tanto en su parte proximal dirigiéndose una hacia el trocánter menor llamándose ahí cresta pectínea y la externa hacia el trocánter mayor formando la tuberosidad glútea, como en su parte inferior donde al separarse cada cresta se dirige a cada uno de los cóndilos formando el triángulo poplíteo. La epífisis proximal está formada por la cabeza, el cuello femoral y los trocánteres. La cabeza se orienta hacia dentro, arriba y delante, tiene forma de ¾ de esfera y en su base se una a la zona intertrocanterea a través del cuello femoral. Los trocánteres son dos prominencias óseas, el mayor, dispuesto sobre la parte superolateral del fémur y el menor en la zona posterointerna justo debajo del cuello, quedando entre ambos la línea intertrocanterea en su cara anterior y la cresta intertrocanterea en su cara posterior. En la unión entre trocánter mayor y cuello, en el ámbito superior hay una depresión llamada fosita digital. La cabeza, cuello y diáfisis femoral forman una estructura den forma de callado y que tiene poca estabilidad en voladizo; el peso del cuerpo se transmite a la cabeza y de esta a la diáfisis a través de un brazo de palanca: El cuello. Para evitar el cizallamiento de la base del cuello, este dispone de dos sistemas de refuerzo de las trabeculas que anatómicamente se disponen en la forma en que se transmiten las fuerzas mecánicas; son los sistemas llamados principal y accesorio. El principal está formado por dos fascículos de trabeculas que se extienden por el cuello y cabeza; el primero llamado fascículo arciforme de Gallois y Bosquette nace en la cortical externa de la diáfisis femoral y termina en la parte inferior de la cortical cefálica; el segundo llamado fascículo cefálico o anillo de sustentación nace en la parte interna de la diáfisis femoral y continua por el cuello femoral hacia la parte superior de la cortical cefálica; este fascículo se apoya en una zona de gran solidez, el espolón inferior o de Meckel y el arco de Adams, que forman la zona ósea más dura del organismo por la gran condensación de trabeculas. El otro sistema llamado accesorio está formado por dos fascículos que se abren en el trocánter mayor. La epífisis distal es gruesa y forma dos cóndilos los cuales tienen forma de cilindro divergentes hacia detrás separados en esa zona por una profunda fosa llamada fosa intercondílea; por delante están unidas formando la carilla articular para la rotula. Las caras laterales de los cóndilos tienen forma rugosa y forman sendas prominencias, llamándose la interna tuberosidad interna y la externa epicondilo externo. La tibia: la tibia junto al peroné forma el esqueleto de la pierna y es un hueso grueso y largo situado en la zona medial de la pierna; como todo hueso largo tiene dos epífisis y una diáfisis. La diáfisis en sus 2/3 superiores tiene forma prismática triangular con un vértice anterior inmediatamente detrás de la piel, es la cresta tibial; su cara posterior es plana, la antero externa es discretamente cóncava y la antero interna discretamente convexa. De los otros dos vértices, el interno es romo, y el interno también llamado cresta interósea, es también cortante aunque menos que el borde anterior. En la cara posterior, la diáfisis en su zona proximal tiene una cresta rugosa de interno a externo y de abajo arriba denominada cresta poplítea. La epífisis proximal se ensancha formando dos gruesas prominencias óseas denominadas cóndilos, uno externo y otro interno; en cada uno de ellos hay una cara superior cóncava y de forma oval, cubierta de cartílago hialino que forma la cara articular para los cóndilos femorales. Entre estas dos superficies articulares existe una cresta con dos prominencias que es la espina de la tibia. En su cara anterior en la epífisis superior, como prolongación de la cresta de la tibia hay una elevación ancha y elevada llamada tuberosidad tibial anterior. La epífisis distal también se ensancha con respecto a la diáfisis y tiene forma cuadrangular; la cara externa tiene una depresión donde se articula el peroné, la cara interna forma una gruesa apófisis que es el maléolo tibial y que junto al maléolo peroneo atrapan la polea astragalina la cual se articula en sus caras laterales con las caras articulares de los maléolos peroneo y tibial. La cara inferior es cuadrangular y cóncava o excavada para articularse con la superficie superior de la polea astragalina. Entre los años 1993 y 1998, en el Hospital Juan Ramón Jiménez en el Servicio de Traumatología y cirugía ortopédica, hemos venido utilizando para el tratamiento de las fracturas diafisarias de fémur y tibia cerradas y abiertas tipo I de Gustilo, el clavo intramedular de Marchetti-Vicenzi. De forma casual se intuía que la capacidad de formación del callo de fractura en sujetos jóvenes era mayor que en individuos de mayor edad. Al revisar la literatura, observamos que no existían trabajo sobre el tema, no existiendo medidas estándares de los callos de fractura. Mediante el presente trabajo pretendemos examinar la influencia de la edad en la formación el callo de fractura. es
dc.format application/pdf es
dc.language.iso spa es
dc.rights Attribution-NonCommercial-NoDerivatives 4.0 Internacional *
dc.rights.uri http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/ *
dc.title Influencia de la edad en el callo de fractura en fémur y tibia con osteosíntesis intramedular elástica es
dc.type info:eu-repo/semantics/doctoralThesis es
dc.type.version info:eu-repo/semantics/publishedVersion es
dc.rights.accessrights info:eu-repo/semantics/openAccess es
dc.contributor.affiliation Universidad de Sevilla. Departamento de Farmacología, Pediatría y Radiología es
idus.format.extent 134 p. es
dc.identifier.idus https://idus.us.es/xmlui/handle/11441/44794
Size: 10.02Mb
Format: PDF

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record